viernes, 23 de marzo de 2012

Rebotero, 23 de marzo de 2012: Cocodrilos de Caracas sobrado en el devaluado clásico metropolitanao

"Zandudo" Centeno y Graterol han salido victoriosos del PM. Foto cortesía Cocodrilos
Definitivamente, el clásico metropolitano entre Caracas vs Panteras, entró en decadencia. Al menos eso es lo que revelan las últimas actuaciones de los felinos, tanto de locales como de visitantes ante la tropa de Néstor Salazar.
Hubo un tiempo en que Caracas cambiaba de denominación, como quien se cambia de uniforme de práctica y bajo la franela de Estudiantes retaba por la prensa a los "invasores" de Panteras, que osaban profanar la zona metropolitana de la capital.
En los años noventa, el Parque Miranda lucía sus mejores galas, en medio de un enjambre de aficionados que bregaban como maratonistas, por hacerse de un boleto. Todo eso quedó en el pasado. Como dicen en el argot de la pelota, Panteras ha pasado a ser el "out" que da la liga.
Titánica ha sido la tarea del técnico Guillermo Veccio, quien trata por todos los medios de desactivar el chip perdedor, instalado en la cabeza de la tropa criolla. Esta noche, el desabrido choque se muda al Parque Naciones Unidas, teniendo como denominador común algo: tanto en Sebucán, como en El Paraíso siempre prevalece el grito mayoritario para animar a los saurios.

El bacalao del techo
Las goteras del gimnasio "J.J. Papá Carrillo" volvieron a hacer de las suyas y retrasaron 30 minutos la partida entre saurios y felinos. El Gobernador Capriles Radonsky y amante del baloncesto debio haberse sentido muy avergonzado, hasta dolido, porque esa rémora del popular gimnasio parece tener vida propia, nadie parece tener el poder o la voluntad de resolverla de una vez y para siempre. ¿Podrá usted Gobernador? Y de paso, el palco de prensa es insuficiente, para los profesionales que asistimos reseñar las partidas.

Caso irresoluto
Sobre el litigio legal que llevan adelante los hermanos Alirio y Paul Romero Ferrer, no nos vamos a pronunciar. Creo que el tema es harto delicado, por las implicaciones familiares, por la debilidad institucional de algunos clubes LPB y porque siempre los vidrios rotos los pagará la afición. Hasta donde sabemos, el popular "Camarón" está muy resentido en su salud y no estaría en condiciones de llevar las manijas de la escuadra, por lo que su hijo Paul volvería a la gerencia general del cuadro furrero.  

Las arepas del morocho
El Morocho y su señora a la entrada del Parque Miranda. Foto FP
¿Una bala resuelta y de calidad, para matar el hambre antes de una partida? Pues les diré que soy aficionado a las arepas del Morocho desde tiempos inmemoriales. La primera referencia que tuve de ellas, fue en las transmisiones de los Leones del Caracas, con Delio Amado León, el "Chepe" Pérez Meléndez y Oswaldo Jaspe.
Luego como aficionado y posteriormente en funciones profesionales, he compartido una conversa, una palabra amiga y más de una pelúa con malta, antes de volver a cubrir el encuentro. Para quienes me conocen, saben que estas líneas no constituyen publicidad, sino un reconocimiento a uno de los grandes héroes anónimos del deporte venezolano, que brega fuerte con su familia. !Buen provecho!

No hay comentarios:

Publicar un comentario