jueves, 16 de febrero de 2012

Bucaneros vs Gaiteros una partida singular en Los Dos Caminos

Centeno y Cedeño son dos caballos. Foto Bucaneros
La victoria 500 de Cocodrilos y su ascenso en solitario a la punta de la tabla de clasificación, en la Liga Profesional de Baloncesto 2012, se llevó a cabo en la más estricta intimidad familiar.
No sé si fue por el efecto víspera de Carnaval o la potencia del perro rabioso de la delincuencia, pero los graderíos del Naciones Unidas no estuvieron a la altura de la ocasión.
Los cimientos sobre los cuales se cimienta este quinteto de baloncesto, curtidos por el tiempo y fortalecido por una gerencia eficiente, han rendido frutos. El Dr Guillermo Valentiner estará satisfecho, dondequiera que esté.
Como ya hemos visto en varias ocasiones, tanto a Cocodrilos de Caracas como a Toros de Aragua, decidimos irnos de una al Parque Miranda de Sebucán, y disfrutar de la singular partida entre Gaiteros del Zulia y Bucaneros de La Guaira.
¿Cómo es eso? Dirá más de uno, pero es que la ocupación del Domo Varguense para la elección de la reina de carnaval, obligó a la gerencia litoralense a mudarse para Los Dos Caminos. En el pasado, los zulianos jugaron contra los Guaiqueríes de Margarita en el “José Beracasa” de Caracas, debido a problemas en el “Belisario Aponte” de Maracaibo.
Allá coincidimos con Ibsen Castrillo, recién despedido asistente de Panteras, que llevaba dos victorias y cuya afición liga que con el coach argentino Guillermo Veccio, mejorarán las cosas. “La verdad fue una situación muy desagradable, pero se dieron circunstancias internas que no me gustaría ventilar. Personalmente, sé que vendrán cosas mejores para mí. En el camerino, hay suficiente material para salir de la crisis”.
Fue conmovedor ver a jugadores como Francisco Centeno; Francisco Sanabria o “Margarito” Cedeño, brincar hacia donde estaba Castrillo, para ir a pedirle la bendición. “Ellos y otros tantos, saben lo que yo he hecho por sus carreras”. Mientras compartíamos, Gaiteros parecía dominar el cotejo sin dificultades…
Más allá estaba el Coronel Paul Romero, presidente del club acompañado de su familia. “Mi hermano Alirio se recupera de sus dolencias y en la familia lo estamos apoyando. El público marabino es muy exigente, por lo que esperamos volver con saldo positivo de la carretera. Somos una de las grandes referencias deportivas regionales, sin recibir el espaldarazo financiero que nos merecemos”.
Al término del partido, el mandamás de la tropa zuliana, se despidió de nosotros con una enorme molestia con el desempeño del club y en particular de su DT Carlos Gil, amigo nuestro, a quien le deseamos pueda mejorar el actual récord de la franquicia. De lo contrario…
A la salida, coincidimos con Yonaiker Ecker, base reserva de los Bucaneros que espera instrucciones para ir a jugar la Liga Especial. "Sé que va a haber dos grupos, uno en Barquisimeto y otro en Valencia, por una cuestión de costos. Espero poder ganarme un puesto en el equipo grande pronto".

No hay comentarios:

Publicar un comentario