domingo, 13 de enero de 2013

LPB califica Puros Criollos 2013 como positivo


Prensa LPB

Con una nota altamente positiva concluyó la primera edición del Torneo de Puros Criollos, que tuvo al talento emergente y ya experimentado de Trotamundos de Carabobo, Gigantes de Guayana y Cocodrilos de Caracas entre los más sobresalientes del torneo.

El conjunto que dirige el puertorriqueño Manolo Cintrón apenas perdió uno de sus cuatro juegos, lo que le permitió coronarse en la zona occidental en la que quedó encuadrado con Guaros de Lara y Gaiteros del Zulia. El mismo récord de tres triunfos y un revés cosechó Gigantes, líder de oriente sobre Marinos y Guaiqueríes.

En el grupo central de la contienda, Cocodrilos se impuso por diferencia de puntos a Panteras de Miranda, con el que culminó nivelado con cuatro triunfos y dos derrotas. En esta llave, compitieron también Toros de Aragua y Bucaneros de La Guaira. Los mirandinos se hicieron acreedores de una nota aparte, por el buen balance que sacaron de este ensayo.

El torneo, que convocó a numeroso público a las canchas donde se escenificaron los encuentros, permitió evaluar en caliente a los noveles jugadores de cada uno de los equipos, algunos de ellos con alguna pasantía en LPB y en proceso de formación, otros recién incorporados y con la oportunidad de mostrar sus cualidades y potencial.

“Las victorias son victorias y se celebran”, apuntó el entrenador de Cocodrilos, Néstor Salazar, “pero lo que estamos buscando es otra cosa, la rotación de los jugadores, tratando de que ellos tengan la confianza para lo que viene. Estamos apostando a las nuevas generaciones”, manifestó.

Igualmente, la competencia dio a los criollos ya curtidos retomar el trabajo de acondicionamiento físico y a los entrenadores la posibilidad de ensayo de sus sistemas.

“Estoy satisfecho por la forma física que hemos mostrado”, señaló al final de uno de los encuentros el capitán de Marinos y Jugador Más Valioso de la última final de la LPB, Axiers Sucre.

“En este torneo nos trazamos dos objetivos: darle minutos de juego a los jugadores de la cantera”, comentó el entrenador argentino de Bucaneros, Guillermo Narvarte. “Eso lo hicimos en la primera parte, pero luego le fuimos dando minutos a los jugadores del equipo grande, pero a la vez, cuidando cualquier esfuerzo físico para evitar lesiones”.

“Todos los muchachos han estado realizando un gran trabajo en los partidos. Poco a poco han ganado confianza en su juego y eso es parte de lo que estamos buscando. Estamos seguros que vamos por buen camino”, agregó Julio Morillo, entrenador asistente de Toros.

Con el Torneo de Puros Criollos la Liga Profesional de Baloncesto cumplió con el objetivo de ofrecer un nuevo escenario competitivo para los jugadores venezolanos, otorgando a los equipos la posibilidad de probar a su material de las canteras, por un lado, y por otro, calentar las canchas en la antesala de la temporada, dejando una nota refrescante y alentadora con miras al futuro.

A partir de este lunes, los equipos encaran la etapa final de su preparación, con la incorporación plena de sus refuerzos extranjeros, y juegos amistosos en diversas sedes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario